Ventajas y riesgos del libro en la nube

Ventajas y riesgos del libro en la nube

27/09/2011

La nube cambiará la forma de leer, de escribir y el trabajo de las editoriales. Esta fue la conclusión general a la que llegaron los ponentes de la mesa redonda organizada por CEDRO, que tuvo lugar el pasado viernes 23 de septiembre en la edición de este año de Hay Festival Segovia.


Los participantes del coloquio fueron el escritor Alberto Olmos; Manuela Lara, directora de Proyectos y Desarrollos de Santillana Negocios Digitales; Javier Celaya, director de Dosdoce.com; y nuestro presidente, Pedro de Andrés, quien ejerció de moderador.

Muchos estamos ya en la nube a través del correo electrónico o de nuestra participación en las redes sociales, y ya se está trabajando para que le llegue el turno al libro. Hay algunas plataformas que han iniciado ese camino, fundamentalmente en Estados Unidos, aunque en España también hay algún proyecto reciente.

El libro en la nube no es otra cosa que subir los contenidos a un servidor. Para acceder a ellos solo hay que adquirir un servicio de lectura en pantalla. Los libros no se poseen físicamente, sino que se alquilan los contenidos por un tiempo determinado. Según el director de Dosdoce.com «se debería garantizar al lector la posibilidad de obtener también un archivo».

Para Celaya el gran cambio que para la lectura va a suponer el libro en la nube es que se puede convertir en una actividad social, ya que se tendrá la posibilidad de compartir la experiencia lectora con otros (párrafos preferidos, anotaciones, etc.). El director de Dosdoce.com no duda en que si se consolida la lectura en la nube como una actividad social se incrementarán los índices lectores.
 
La nube abre también grandes posibilidades para editores y autores. Manuela Lara destacó que esta nueva modalidad permitirá a las editoriales conocer en profundidad a sus lectores y dar un mejor servicio a los escritores, para lo que serán necesarios nuevos perfiles editoriales que sepan interpretar la información que ofrezca esta lectura en streaming. Por su parte, los autores podrán conocer de primera mano la opinión de sus lectores, tal y como destacó Alberto Olmos.

Eso sí, los ponentes alertaron de varias circunstancias en las que hay que tener especial cuidado. La primera de ellas la puso sobre la mesa Javier Celaya, que advirtió de que se debe garantizar la protección de los datos privados de los lectores y que esta información no sea utilizada con fines comerciales sin su permiso. «Yo estoy dispuesto a ceder mis datos personales de lectura con una editorial o una plataforma, siempre y cuando hagan un uso respetuoso de esos datos», aseguró. Manuela Lara, por su parte, remarcó que «las editoriales serán especialmente cuidadosas con estos datos, sobre todo con los que pertenezcan a menores de edad». Olmos destacó la posibilidad de que se «desnaturalice» la lectura.

La tercera circunstancia que se deriva de la lectura en la nube es el tema de los derechos de autor. Pedro de Andrés afirmó que «habrá que analizar profundamente la nueva forma de retribuir a los autores en concepto de derechos».

Vivimos un momento de transformación del libro y de la lectura. Los nuevos modelos de negocio que están surgiendo deberían ajustarse a las necesidades de los lectores y a las posibilidades que ofrece la tecnología. Este es el gran reto del sector.

De izda. a dcha.: Celaya, Olmos, Lara y De Andrés. ©CEDRO

Ver más comentarios
Gracias por el comentario, su comentario debe ser aprobado primero
Nuevo código

Os invitamos a comentar las entradas de nuestro blog.

Los comentarios están moderados, no aparecen en el blog de forma inmediata.

Se publicarán todos los comentarios salvo los que no tengan que ver con los temas tratados o contengan insultos o descalificaciones.

De acuerdo con lo establecido en la legislación vigente, le informamosque los datos que facilite serán tratados por CEDRO para poder tramitar su comunicación. Sus datos no serán cedidos a terceros, salvo obligación legal.

Usted cuenta con los derechos de acceso, rectificación, supresión, oposición, limitación al tratamiento y portabilidad, respecto de sus datos de carácter personal, así como con la posibilidad de revocar su consentimiento, pudiéndolos ejercitar por escrito a la dirección cedro@cedro.org, donde haga mención a su nombre, apellidos y dirección de correo electrónico. Para más información pinche en la Política de Privacidad.

comment-avatar